lunes, 17 de junio de 2013

Yo soy yo…. y lo que yo hago con mis circunstancias



Yo soy yo…. y lo que yo hago con mis circunstancias
Ortega y Gasset, con su máxima “yo soy yo y mis circunstancias”, nos advirtió de la importancia de los contextos y de la influencia decisiva de todo aquello que nos rodea, nos envuelve y nos afecta.

Desde hace años vengo aportando un leve matiz a esa célebre frase y que considero fundamental, sobre todo es estos momentos. Me gusta afirmar que “yo soy yo… y lo que hago con mis circunstancias”.

Nunca me gustaron los determinismos porque eclipsan el sagrado espacio de la libertad humana y oscurecen cualquier resquicio para la esperanza y el cambio. Atrás queda un determinismo filosófico al que no se recurre en una sociedad que apenas reflexiona ni piensa. 
El determinismo que puede recorrer hoy las venas de nuestro pensamiento y las arterias de nuestras acciones late con dos pulsaciones básicas, una sociológica o ambiental (somos según el ambiente o contexto social) y la otra biológica (somos según los genes).

La misma ciencia nos ayuda hoy a ver los determinismos  como condicionantes.

Y se empieza, por ejemplo, a hablar de epigenética, es decir, lo que está por encima o va más allá de ella. Según el entorno y como tú respondes al mundo, un gen puede crear 30.000 diferentes variaciones. Se ha llegado a afirmar, por ejemplo, que menos del 10% del cáncer es heredado y que es el estilo de vida lo que determina la genética
Cambiar nuestra manera de vivir y de percibir el mundo es cambiar nuestra biología.

No vemos el mundo como es, vemos el mundo como somos. 

Somos en buena parte el resultado de nuestras creencias, pero podemos cambiarlas.

Combinemos sabiamente las palabras creer y crear
En primer lugar seamos conscientes de nuestras creencias, dejemos que nos habiten para dejar así de ser simples huéspedes de ellas: seamos sus actores y no sus víctimas. 
Hagamos de nuestras creencias espacios de creatividad, lugares para el encuentro y el diálogo con otros y sintámoslas como una energía movilizadora y para el cambio.

 JOSÉ MARÍA TORO. Maestro. Escritor. Formador y conferenciante.
Autor, entre otros, de "Educar con Co-razón" (14ª ed.), "La Sabiduría de Vivir" (3ª ed.) y 
"Descanser. Descansar para Ser" (2ª ed.) publicados por la Editorial Desclée de Brouwer.  
MAESTROS DEL CORAZON. Hacia una Pedagogía de la Interioridad. Información libro http://bit.ly/JVhQjX

FACEBOOK. "José María Toro Alé" https://www.facebook.com/josemariatoro
TWITTER: @josemariatoro
Canal Youtube: http://www.youtube.com/jomato1961


3 comentarios:

  1. Gracias, amigo José María, por entregarnos tu luz hecha palabras, por recordarnos que somo más que las creencias que habitamos. Quienes te conocemos sabemos que en la magia de tu ser eres capaz también de entregar tu luz en el lenguaje del silencio, ese que no necesita ni de palabras ni de creencias, tal vez por eso nos pueda unir tanto. Felices discursos, felices silencios. Un abrazo entre hermanos que comparten camino.

    ResponderEliminar
  2. No conocía éste blog. Me ha gustado mucho, gracias.
    Marina.

    ResponderEliminar
  3. ROCÍO MONROY PIMIENTA26 de julio de 2013, 10:47

    Estoy de acuerdo contigo en que somos el resultado de nuestras creencias y que podemos cambiarlas.
    Gracias por tus reflexiones paisano.
    Un abrazo afectuoso

    ResponderEliminar